martes, 9 de diciembre de 2008

Tiempo.

Los segundos que escupe la aguja del reloj se pegan a mi piel impregnada en sudor y me funden con la eterna corriente del tiempo, enseñándome las grandes maravillas del mundo reducidas a polvo y cenizas. Cada sesenta pulsaciones la aguja del minutero lanza un dardo a mi maltrecho corazón y me recuerda que mi vida sigue corriendo, igual que la de tantos que, antes que yo, disfrutaron de los traviesos vaivenes que el Tiempo nos asigna para divertirse observando nuestros intentos por aprovechar al máximo nuestra corta existencia.

Pensando y escribiendo contemplo como las agujas siguen, impasibles, su recorrido sobre la circunferencia dividida en doce periodos que se atreve a imitar de manera tosca y vulgar el armonioso fluir del Tiempo para que nosotros, simples humanos, contemplemos ensimismados la inmensa complejidad de algo tan incomprendible como incontrolable.

Horrorizado observo como la aguja del minutero se estira para apuntar al cielo mientras la de las horas descarga un golpe mortal sobre el número 3, matando así, en silencio, al último segundo de la segunda hora del día. Ese golpe se me clava en el alma como una furiosa estocada, me corta la respiración y me hace doblarme de dolor al comprender que jamás volveré a recuperar esos 59 minutos de mi vida.

Abatido, desesperado y malhumorado miro de reojo el cubo de la basura e imagino todas las horas desperdiciadas de mi vida dentro de esa bolsa impermeable de plástico. Casi puedo sentir cómo se escurrieron de mi piel para alejarse eternamente de mí, ofendidas por el mal uso que hice de ellas tratándolas como simples pasatiempos en lugar de darles el trato de Altezas Imperiales que merecen.

Pues el Tiempo puede jugar con nosotros, pero nosotros no podemos jugar con el Tiempo; sólo podemos desperdiciarlo, darle la espalda y suplicar que sea benevolente con nosotros.

Vargas.

sábado, 8 de noviembre de 2008

Ella...

Como hacía con todos y cada uno de sus movimientos, observé casi con adoración la manera en la que se daba la vuelta y me miraba.

Sus iris negros, mágicamente confundidos y mezclados con sus pupilas, me perforaron el alma cuando se clavaron en los míos. Yo en ese momento era poco más que un vegetal consciente de sí mismo, esa DIOSA se había molestado en mover sus perfectos músculos sólo para mirarme a mí, un pobre mortal que está en este mundo porque tiene que haber de todo. No me consideraba un despojo al que había que eliminar inmediatamente, razón que hizo que consiguiera mantener la compostura y devolverla, a duras penas, la mirada.

Alcancé a disfrutar su aroma, su dulce y suave fragancia que quemaba desde la nariz a los pulmones de todo el que se atreviese a admirarla. Su pelo negro revoloteó graciosamente y se colocó de nuevo en su lugar, como justo después de la peluquería directamente se hubiese sentado delante de mí.


Entonces abrió la boca y me preparé para el cataclismo, en la décima de segundo que tardó en hablar imaginé que su voz iba a ser la más preciosa melodía del universo y lo único que iba a hacer es decir un par de palabras para que mi cerebro explotase y dejase de inoportunar a aquel monumento con mi apestosa presencia.

Cuando la primera nota musical salió de su garganta mis constantes vitales descendieron al mínimo y mi cerebro redujo sus funciones al ecefalograma plano. Sinceramente, no sé cómo pude mantener la entereza suficiente como para no permitir que la boca se me abriese y chorrease litros de saliva. Después de esa nota vinieron muchas más, que llenaron el aire que había a mi alrededor de colores brillantes. Mis neuronas no entendieron lo que dijo, se limitaron a venerar cada uno de los tonos que articulaba esa boca perfecta y a desear que no parase jamás aquel sonido celestial. Paró de hablar un segundo después de haber empezado y casi me echo a llorar allí mismo, es como si durante un instante me hubieran concedido todo lo que más deseo en el mundo para arrebatármelo cruelmente al momento.

La miré, desolado, con cara de imbécil y entonces ocurrió la cosa más sorprendente del mundo. Observé cómo sus labios se curvaban ligeramente hacia arriba. Quería cerrar los ojos. Irme de allí, desaparecer, esfumarme, morirme si era necesario. Pero no podía ver eso, no era digno de tal maravilla que debería estar reservada a los más valerosos héroes. No me sentía capacitado para verla sonreir.

Pero ajena a los silenciosos gritos de súplica que la lanzaba mi sentido común, implorándola que me dejase seguir vivo, ella continuó impasible formando la sonrisa más preciosa del universo entero. Y no contenta con eso, volvió a abrir la boca para seguir torturando a mi maltrecho y moribundo corazón con su armoniosa y melódica voz. Esta vez mi cerebro prestó más atención a sus palabras:

- Perdona, no me habrás escuchado bien, ¿me puedes dejar un boli?

En ese momento me derrumbé por completo. Esa musa entre las musas, esa diva, esa venus, ese ángel se pensaba que no la había escuchado. ¿Pero cómo podía pensar eso, si hasta la más mínima variación de sus cuerdas vocales al articular sonidos había quedado grabada a fuego para siempre en mi memoria? ¿Cómo podía pensar que no la prestaba atención, si yo lo único que esperaba era que me matase ya para convertirme así en el primer hombre del mundo en morir en un estado de felicidad absoluta?

Además, estaba pidiéndome uno de mis sucios e imperfectos bolígrafos para cogerlo con sus manos. Unas manos que eran producto de la más selecta y preciosa artesanía, talladas en marfil, con el tacto de la seda y proporciones divinas, aureas...

No podía creerme que eso me estuviera pasando a mí, debía ser un sueño, una alucinación producida por mi cerebro aliado con mi corazón para hundirme del todo, no veía posible que ese SER estuviese dirigiéndose a mí de esa manera tan mundana, tan vulgar, como si estuviera yo, pobre mortal, a su mismo nivel.


En ese momento cayó sobre mí el peso de la dura realidad y en un instante comprendí mi ignorancia. Por segunda vez en menos de diez segundo estuve a punto de romper a llorar al entender que era imposible que me estuviese mirando a mí. La embriaguez producida por su presencia se convirtió en rabia y odio hacia quien fuera que estuviesen dirigidas esas palabras que yo creía mías. Me di la vuelta y miré a los dos lados para ver quién era el afortunado receptor del mensaje de esa simpar maravilla pero no vi más que a mis compañeros cabizbajos sobre sus cuadernos, anotando datos que yo no era capaz de recordar ni entender.

Volví a mirarla desconcertado, y allí seguía, con su media sonrisa atravesando mis pupilas con las suyas. Pensé en enfadarme con ella por la intensidad de su mirada, que estaba leyéndome el alma dejándome sin secretos para ella; pero no fui capaz de hacerlo; no era culpa suya ser tan terriblemente atrayente.


Un rincón de mi cerebro empezó a gritar con más fuerza que el resto y me dijo que no fuese gilipollas y la diese un bolígrafo antes de que ella pensase que me había quedado inconsciente mirándola (cosa que no distaba mucho de la realidad)

Poco a poco mi cuerpo fue reccionando; primero parpadeé por primera vez desde que ella había comenzado a moverse, luego estiré el brazo derecho para coger un bolígrafo y con el pulso de un anciano con parkinson dentro de una licuadora en un día de tormenta alargué la mano para entregárselo a mi diosa como objeto de devoción y adoración eternas.

Ella cogió el bolígrafo casi rozando la piel de mi mano (cosa que me alegro de que no hubiese pasado pues hubiera significado mi inmediato fallecimiento de un ataque al corazón) y me volvió a sonreir mientras decía:

- Gracias, guapo.

¿Guapo? ¡¡¿¿GUAPO!!?? ¿Me había llamado guapo? Descarté la posibilidad de que fuera un ángel sin alas para confirmar que se trataba de Lucifer que había llegado a la tierra con el propósito de volverme completamente loco y torturarme de la peor manera posible.

Mi increible asesina se giró para volver a adoptar su posición inicial, también cabizbaja sobre el cuaderno, con un mechón de pelo que se deslizaba por la hoja de papel acompañando al movimiento rítmico que describía su mano al copiar los apuntes que llenaban la pizarra.

Mi contacto con ella había durado menos de 30 segundos, pero para mí se asemejaba a una vida llena de dicha y felicidad en la que yo era el protagonista de mis mejores sueños.


La realidad volvió a invadirme, con su color gris y su olor a alquitrán. Dejé que mi mente volase libre durante el resto de la clase y cuando el profesor dio por finalizada la hora me levanté y me fui sin esperar a recuperar mi bolígrafo para no volver a sufrir su mirada; no quería acercarme a un imposible que jamás conseguiría.

Al día siguiente ella se sentó en otro sitio. De vez en cuando notaba como sus ojos intentaban cruzarse con los míos, pero rechacé el contacto en todas las ocasiones.

Llegó un momento en el que no volvió a mirarme. Nunca.








Hay veces en las que tenemos una oportunidad tan clara y evidente de hacer algo grande que la desaprovechamos por parecernos imposible. En ese momento no es imposible. Después sí.




Vargas.

martes, 28 de octubre de 2008

Llueve sobre mojado.

Las gotas que golpean mi ventana repiquetean en mi cerebro como agudas dagas de cristal. Fuera está lloviendo. Dentro, también.


Las gotas que caen en mi interior no se pueden observar desde fuera, así que lo que es una colosal tormenta desde el exterior parece la agradable calma habitual en mí. Pero no es así, cada uno de los millones de oscuros pensamientos que recorren mi mente se transforma en una pequeñísima gota de un fluido muy parecido al agua que se clava con fuerza en mi alma.

No puedo posicionarme respecto a los días de lluvia, puesto que los odio y me encantan al mismo tiempo. Cuando llueve y el cielo está oscuro y triste siento exteriorizado mi mundo interior; demasiado exteriorizado. Cuando llueve me siento vulnerable, comprendo que cualquiera que mire a través de su ventana puede observar una réplica casi perfecta de lo que vería si observase, a través de mi mirada, mi interior.


Y eso me da miedo, me da miedo la lluvia que me ahoga por dentro y me hace encerrarme en el más hondo rincón de mi corazón, donde es imposible que llueva, porque es un lugar que tengo reservado sólo para mí y en el que jamás ha entrado nadie. Un pequeño rincón aislado del resto de mis emociones y sentimientos, un habitáculo vacío e inerte en el que no tienen cabida el dolor, el amor, el odio ni la esperanza. Ese lugar en el que me convierto en un recipiente vacío que no siente ni padece se transforma en mi hogar cuando la lluvia s ehace demasiado intensa.


Desde ese lugar escribo estas lineas, escuchando el repiquetear de las gotas de lluvia en el exterior mientras me pregunto si algún día seré capaz de salir de aquí y ver el tan anhelado cielo despejado con el que sueña la parte más demente de mi alma.



Vargas.

martes, 5 de agosto de 2008

NI DIOS NI AMO (I)

DIOS NO HA MUERTO, PERO DEBERÍAMOS MATARLO

La religión, entre otras muchas cosas que no vamos a tratar hoy, es una cuestión de fe y como tal es perfectamente comprensible sentirse amenazado y atacado a nivel personal al ver peligrar esas creencias injustificadas, indemostrables y grabadas a fuego en nuestra mente hasta el punto de modificar nuestro comportamiento, nuestra forma de vivir y pensar, nuestra historia, nuestra economía.. nuestro mundo. Pero esto no es un ataque personal, tan sólo es una exposición objetiva de datos y únicamente pretende ser eso, no quiero cambiar tu forma de ver la vida, sólo hacerte pensar. Cuando tengas la información eres libre de usarla como quieras, eres libre de pensar lo que quieras (si esta afirmación es plausible) e incluso eres libre de dejar de leer ahora mismo, tú decides.

Comencemos

La gran triunfadora, los cristianos católicos apostólicos. Veamos un poco de su historia, pasando por alto lo que todos conocemos ya, cruzadas, corrupción, actos contradictorios.. fijémonos en sus orígenes. Jesús era judío así como los primeros cristianos, cosa evidente, y, ¿con qué gran civilización tuvieron los judíos un contacto íntimo y prolongado? Con los egipcios. Veámos qué narra el mito de Horus, puede que muchas cosas os suenen pero si no sois muy duchos en cuestiones de fe (cosa que celebro) estas "coincidencias" podrán distinguirse por estar en negrita.

Horus es un dios-viviente celeste, nacido por concepción mística, leáse, asexuada, de su madre Isis, la reina virgen de los cielos tras la muerte y desmebramiento de su padre Osiris, formando la tríada de dioses más importante de Egipto, hablamos del 3000 a.C. aproximadamente. Su nacimeinto se celebraba en torno al 21 de diciembre (otros dicen que el mismo 25) y fue anunciado por una estrella y supervisado por tres sabios, o tres astros. Herut quería matarlo por lo que su madre lo mantuvo escondido. Cuando cumplió los 12 años ya era un maestro y un erudito, aunque no se vuelve a saber nada de él hasta cumplidos los 30, cuando comienza su ministerio. Le acompañaban 12 discípulos realizando milagros tales como curar enfermos, andar sobre las aguas e incluso resucitar a su padre Osiris. Se le conocía como la luz, la verdad, el único hijo de Osiris, el elevado y el rey de los cielos, entre otros. Tras ser traicionado por Typhon murió crucificado, enterrado por tres días hasta que resucitó y se elevó en los cielos.

Como poco resulta curioso, pero hay más. Si nos fijamos en los mitos de Attis (Grecia 1200 a.C.), Krishna (India 900 a.C.) o ,especialmente, en Mithra (Persia 1200 a.C.) vemos que todos tienen más o menos el mismo esquema: hijo de Dios nacido de forma asexuada de virgen, que viaja con discipulos realizando milagros y que tras su muerte resucita, excepto Krisha, al tercer día. Hay más ejemplos en casi todas las culturas, pero éstos me parecen suficientes, así como que el mito de Horus mantiene más paralelismos con la "vida" de Jesús, no es menester extenderse demasiado, así que os animo a profundizar en el tema si vuestras inquietudes así os lo demandan.

¿Qué tal vamos? ¿Asombrados? Ahora viene lo mejor, una explicación lógica.
¿Por qué este esquema? Muy sencillo, la respuesta está en los cielos:

El Sol, el astro más adorado a lo largo de la historia de la humanidad como dador de vida, el que trae la luz sobre las sombras, el que hace crecer las cosechas.. No es de extrañar que sea el objeto celeste más estudiado desde tiempos inmemoriales, así como las estrellas y planetas, que nos anuncian, en su viaje celestial, las estaciones y nos ayudan a orientarnos.

El lucero de la tarde, la más brillante estrella de la noche, es la anunciadora del nacimiento de estos dioses-Sol, por el 24 de diciembre se alinea con las estrellas del cinturón de Orión, antes conocidas como "los tres sabios" señalando el punto por donde sale el Sol en el horizonte el 25 de diciembre, fiesta pagana del solsticio de invierno celebrada desde siempre. Desde el verano, el Sol va cayendo lentamente por el horizonte, su recorrido es cada vez más bajo, es.. la muerte del Sol. Los días 22,23 y 24 el Sol permance en su punto más bajo, quedando prácticamente quieto cerca de la constelación de la "cruz del sur". A partir del 25 el Sol comienza a elevarse en el cielo de nuevo cada vez más alto, trayendo días más largos y anunciando la llegada de la primavera, el renacer. Pero cuando se celebra su triunfo sobre la muerte es, curiosamente, en Pascuas, en el equinoccio, cuando los días se hacen más largos que las noches, triunfando la luz sobre la sombra y entrando oficialmente la primavera. El asunto de los doce discípulos es algo más obvio y fácil de explicar. Viendo un calendario lo entendemos. Cada mes tiene asociado un signo zodiacal representado por alguna simbología y mito, siendo en realidad constelaciones conocidas desde tiempos antediluvianos. Pensando que estas constelaciones viajan por el cielo en torno al Sol, la relación es tan clara que no hace falta extenderse más. Para no profundizar más ni tener que hablar de las "eras" (buscad la era de piscis y los paralelismos con el Jesús pescador y la multiplicación de panes y peces), haced un experimento muy sencillo. Coged lápiz y papel y decidle a un niño que dibuje un Sol, los haces de luz ¿no os recuerdan a algo?, ¿una corona de espinas quizá? ¿las representaciones típicas del Jesucristo primitivo, con ese disco solar en la cabeza, igual que Horus?

Repito que no intento convencer a nadie de nada, sólo es un vago intento de hacer pensar que que yo, una persona normal, ni mejor ni peor que nadie, sepa a ciencia cierta quién creó el universo y al hombre, cómo lo hizo, que conozca la vida de su hijo-dios perfectamente cuando lo único que tengo para demostrarlo es un libro alegórico que comparte tantas características con otros mitos mucho más antiguos, además hay que tener en cuenta que carezco de un registro oficial de su vida terrenal, cosa curiosa siendo como era, un personaje tan famoso; que sepa exacatamente lo que quiere de mí (además de saber lo que quieren las organizaciones religiosas, mi dinero) y que sepa como salvar mi alma.. no sé, personalmente me parece un poco pretencioso y absurdo cuando aun no conozco por completo el planeta en el que vivo.

Creamos o no en dioses y sus iglesias, hay que admitir que muchos de sus ideales son preciosos, tan bonitos como irrealizables, "libertad, igualdad y fraternidad", no es algo que se les ocurriera a los franceses, el amor al prójimo, la caridad.. Aparte de las ya conocidas miserias que ha provocado la religión, también nos ha traido a esas personas, en mi opinión egoístas, que lo "dan todo por los demás" para asegurarse su propia salvación. Y lo más importante de todo, nos da refugio, nos hace pensar que hay "algo" superior y óptimo que nos dará una vida eterna llena de felicidad, llena nuestra vida de esperanza, nos hace pensar que no estamos solos, que hay "algo" que nos escucha y nos ama incondicionalmente.. y eso es muy bonito. El problema está en llevarlo todo a la práctica, pues esto lo hacen hombres tan corrientes como tú y como yo; y en que esa creencia infundada domine tu vida.

Personalmente prefiero aceptar lo que tengo, sea mucho o poco, que es lo que me he ganado o merecido, y es lo que poseo ahora. Pensar en un futuro mejor, por supuesto, pero veo innecesario que ese "paraíso" sea ultraterreno y posterior a mi muerte, opino que sería mejor disfrutarlo en vida y hacer que la gente que me rodea lo comparta. Sería un paraíso imperfecto, claro, como yo mismo, pero sería real. En cuanto a ese gran misterio de la vida, en gran parte responsable de las religiones de.. ¿que hay después de la muerte? Mejor usar mi tiempo en desvelar otros enigmas más asequibles tales como: ¿la vecina guiri me sonríe porque le gusto o sólo es símpatica? ¿qué le pasa a tal persona, y qué puedo hacer para ayudarle? ¿qué necesito para ser feliz? ¿un camión? Ya que de lo único que estoy seguro en mi vida es de mi muerte y tengo una pregunta más importante con una posibilidad real de conocer, ¿quién soy?

Un saludo

Seve

jueves, 24 de julio de 2008

Delirios en cuarto menguante...

- ¡Atrasad el lanzamiento! ¡¡Los pilotos están borrachos!! ¡Bajen del cohete!

-Sí señorita...

-Es imposible, los reactores han empezado a funcionar, la inyección de combustible ha comenzado...

-Hablando de inyecciones, capitán, deje de meterse jaco...

-Es que es taaaan dulce...

-¿¡¡ES QUE NADIE VA A PENSAR EN LOS NIÑOS!!?

- ¡Yo sí pienso en los niños!

-Coronel, ¡deje de masturbarse!

-No puedo, ¡¡¡es tan excitante!!!! Todo ese olor a materia descompuesta, la risa de los niños, las lagartijas correteando alrededor del viejo molino del cerro... Mas... ¿qué ven mis ojos? Oh por favor William, deje de lamerme el pene...

-Pero yo no est... agh glup um aghgh gggggg ummmmmmmmm

-Oh sí, William, acaba de ganarse un ascenso, ahora es pelador de nabos en vez de de patatas. Muajajajaja.

-Que chiste tan bueno señor, ¿me deja arrebañar los restos de limonada?

-NOoooooOoo... Mi sueño siempre fue tener una casita en el monte, con la nieve, los bu-hos... Para poder comer grandes nardos junto a una chimenea encendida con leña que saldría a buscar todas las mañanas antes de que usted se despertara mi capitán...

-Uhmm, leña, buhos y sudor varonil en la misma habitación... Pero vayamos al tema principal: Los pilotos del enterprise están sodomizando a la nave nodriza.

-Si logran llegar a la sala de analítica, podrán hacerse con el control del condensador de flujo, y así penetrar en todos los anos de la nave...

-Buena idea, soldado. Megafonía, arrásquenme las pelotas, Jeniffer vaya a ver a los pilotos y ofrézcales un poco de flujo criogenizado.

-¿De reserva o añejo, mi capitán?

-Un vasito de cada, nunca hay demasiado flujaaaaaaAAAAGGGHHHHH!!!

-¡¡¡OH NO CAPITÁN, HAN ALCANZADO SU RECTO , ¡¡¡MALDITOS CABRONES!!!, ¡¡¡ LANZAD LAS BOMBAS DE ORÍN DE SEPIA CON LÍQUIDO AMNIÓTICO DE SIAMESES PEGADOS POR EL PUBIS!!!

-Subcoronel, Esto no son simples fulanas de tres al cuarto a las que pegan sus maridos, ¡nos atacan las ladillas gigantes del extrarradio de Júpiter! ¡Hemos de incinerar a las sepias antes de lanzar su orín, y los siameses dicen que o les dan Whisky del bueno o no vomitan el líquido amniótico! ¡Se han cansado de garrafón!

-Mierda Roy-Keane estamos en problemas... ¡¡lo tengo!! vomitaos y defecaos unos a otros, si conseguimos camuflar nuestro olor quizás podamos pasar entre las ladillas gigantes... ¡Jennifer usted no!, encarguese de sacar todo el semen posible a nuestro soldados y almacenelo en su estómago... Quizás nos haga falta mas adelante...

- ¡Sí mi capitán! Voy a empezar por el soldado Ryan...

-No, mejor empiece por Bolita, seguro que en 200 kilos de hombre hay más semén que en el resto de la tripulación.

- Pero capitán, Bolita no tiene padres...

-¡¡¡Mi Capitán, las ladillas estan avanzando!!!, ya estamos llenos de picores intraestomacales...

-Oh, maldita sea, transcodificad la información de nuestro cerebro artificial, no pueden saber que la fuente de nuestro conocimiento son las palomitas de colores y el papel albal.

-Creo que eso ya lo saben, mi capitán, cuando han bajado de su nave se han puesto a restregarse contra las farolas mientras cantaban el himno americano a la vez que se daban cabezazos unos a otros.

-¿¿Cómo han podido saber cuál era la manera de desactivar nuestras defensas??

-Creo que tenemos un topo...

-Sí, es mío, se llama Fujimori.

Escrito originalmente aquí:
http://www.fotolog.com/vargas_999/19937228

martes, 1 de julio de 2008

Operación Bikini.

Llega el veranito, el calor, el agobio, el solete, los días en la playa, en la piscina, en el bar de debajo de tu casa, en la montaña, en el bar de debajo de tu casa, en casa de la familia, en el bar de debajo de tu casa, en algún destino exótico internacional o en el bar de debajo de tu casa.

Pero no todo es alegría en la estación estival, el calor abrasante, el aire seco, las noches pegado con sudor a la sábana, la factura de la luz tras tener el aire acondicionado a tope tres meses; aunque parezca increíble el verano tiene cosas malas: hay que sufrir para conseguir un cuerpecito decente que exhibir en la playa; además de lo mal que se pasa el día en la playa viendo a personas paseándose delante tuyo sin apenas ropa; pero eso es otro tema.

Hoy me centraré en la "Operación Bikini" pues he encontrado una dieta milagrosa, maravillosa, espeluznante, increíble, resultona, infalible, vamos, cojonuda. Déjese usted buen hombre, o buena mujer, de intentar bajar esas lorzas incipientes con insano ejercicio físico o entregándose a las manos de un nutricionista que le tendrá un mes comiendo alcachofas.

Yo tengo la mejor dieta del mundo, pierda 4 Kilos en sólo una tarde, líbrese de esos kilitos de más en una semana (4x7=36 kilos, que sé que os cuesta pensar a estas alturas del año) y olvídese de su barriga cervecera durante tres meses. Y no piense amigo, o amiga, que es un imposible, en este blog no se ofrece publicidad engañosa, todo lo aquí escrito pasa por la implacable revisión de un grupo de chimpancés albinos que no dejan pasar ni un ápice de falsedad por las puertas de internhez; así que prepárese para llevar a cabo la mejor dieta del mundo para librarse de sus kilitos de más, dieta a la que he querido poner un nombre con gancho, que atraiga gente de todas las nacionalidades y etnias: La dieta de la Hormigonera.

Para llevarla a cabo necesita de los siguientes materiales:

- Una hormigonera eléctrica: ¿O acaso creías que ibas a tener que trabajar manualmente? Nada más lejos, son todo comodidades.

- Un metro cúbico de arena: Con lo que se consigue llenar unas 8 hormigoneras.

- 50 sacos de grava: Para conseguir un hormigón consistente.

- 10 sacos de cemento de 25 kilos: No hay hormigón sin cemento.

- Agua: Para la hormigonera, la de beber habrá que obtenerla en botellas.

Una vez conseguido esto pasamos a la parte más complicada de la dieta, conseguir un solar que rellenar de hormigón; seguro que alguno de sus vecinos tiene un solar vacío para dejarle si le promete que le dejará el suelo liso en una semana completamente gratis.

Cuando tengamos el solar hemos de conseguir chapas de aluminio de las que se utilizan en los tejados de los cobertizos. hemos de forrar el terreno de chapa, sin utilizar ningún tipo de aislante térmico, sólo la chapa a pelo, para que le dé bien el sol. El sol es un elemento fundamental en esta dieta, sin él no se garantizan efectos inmediatos. Una vez forrado el solar metemos dentro la hormigonera y dejamos actuar al clima hasta aproximadamente las 2 de la tarde.

A esa hora el astro rey ya habrá conseguido caldear el ambiente del improvisado chozo haciéndolo alcanzar una temperatura óptima para nuestra tarea, unos 60 grados en el centro del solar y aproximadamente 80 a diez centímetros de la chapa recalentada.

El trabajo es facilísimo, sólo tenemos que rellenar la hormigonera, cuando esté preparada la pasta extenderla por el suelo con una pala y una llana y volver a empezar hasta que el suelo tenga una capa de hormigón de diez centímetros. Se recomienda realizar la tarea entre las 2 y las 6 de la tarde, puesto que después de esa hora el sol no pega con tanta mala hostia, beneficiosa para nuestro objetivo.

El sudor que desprenderá su piel le librará de los tan odiados kilos de más, el trabajo de rellenar y vaciar la hormigonera contorneará sus músculos así como el de extender el hormigón por el suelo.

¡Siéntase como un pollo metido en el horno y pruebe nuestra dieta ya!


Resultados comprobados por nuestros expertos (yo)



Vargas.

viernes, 23 de mayo de 2008

Testimonio.

Hoy ha tenido lugar en mi vida un suceso que me ha hecho reflexionar sobre la ilimitada estupidez humana. Yo, como buen miembro digno de mi especie, tengo de vez en cuando algunas ideas comúnmente conocidas como "de bombero" de esas que te hacen darte cuenta de lo gilipollas que puedes llegar a ser cuando se te cruzan los cables y hacen mal contacto. Mi historia es la siguiente:

Hoy, como cualquier otro día de diario me levanté para ir a clase, y llevé a cabo el mal hábito que tengo de vestirme por la mañana antes de salir a la calle. Bien, mi primer pensamiento al abrir el armario fue:

"Ayer hizo calor"

Error gravísimo e imperdonable número uno. El clima tiene unas fluctuaciones aleatorias no determinables a largo plazo que cualquier humano mentalmente sano conoce; es decir, que algunos días llueve y otros no. Pues bien, yo no tuve en cuenta ese dato tan superfluo e irrelevante, así que me puse unos pantalones piratas monísimos y una camisetilla de manga corta de las finitas, para no asarme con el sol de Mayo.

Este error, pensaréis ustedes, agudos lectores, podría ser fácilmente subsanado con el simple y racional acto de mirar por la ventana para ver cómo está el día, y en caso de dudas abriendo dicha ventana y sacando la manita al exterior para comprobar la temperatura aproximada del exterior y evitar toparse de cara con las posibles inclemencias climáticas de la primavera. Pero estamos hablando de estupidez no de racionalidad.



He aquí un sujeto estúpido. Hoy me he
sentido como él en un par de ocasiones.




Pues bien, volviendo a ponernos en situación, yo me calcé mis piratas (monísimos, por cierto) y mi camisetilla y salí de la habitación dispuesto a comerme el mundo y a asombrar a todos los seres humanos con mi sobrenatural presencia, después de desayunar, por supuesto. Una vez en la comida, disfrutando de mis galletas Príncipe de rigor mi madre me interceptó y me dirigió estas sabias palabras:

"Muy fresco vas tú. Hoy está nublado, va a llover"

Por supuesto, un ente superior como yo ignoró este consejo de segunda clase sin ningún rigor científico que lo respaldase; lo que nos lleva al error gravísimo e imperdonable número dos: Hazle siempre caso a tu madre, ella sabe más que tú, ella ha vivido más tiempo que tú y ella tiene por costumbre ver el parte meteorológico diariamente. Pero claro, subido en mi nube de superioridad rechacé esta demostración de vaga palabrería y salí a la calle más chulo que un ocho.

Al principio todo iba bien, como en las películas americanas, el cielo estaba nublado pero hacía calorcito lo que yo vi como una señal positiva del destino, había acertado con mi atuendo y además el sol no me iba a cegar durante la mañana. Todo son ventajas cuando te levantas con buen pie.

Peeeeeero, igual igual que en las pelis americanas la cosa se torció en el punto del camino en el que me resultaba imposible volver a casa a enmendar mi error. Este curioso fenómeno se repite en mi vida continuamente y es digno de estudio, siempre me doy cuenta de que la he cagado cuando ya no puedo volver atrás y rectificar. No sé si le pasará al resto de los humanos, pero si a alguien le ha pasado entenderá mi frustración ante mi propia estupidez.

Siguiendo con el hilo argumental sobra decir que empezó a llover, como bien había profetizado mi madre unos minutos antes. Aceleré el paso hasta llegar al instituto y una vez dentro hice un balance de daños y de pérdidas que resumiré así:

-Pérdidas humanas: 0
-Pérdidas materiales: 0
-Daños materiales: Camiseta y pantalones (que no sé si he dicho ya que son monísimos) considerablemente mojados.

Tras ese balance llegué a la conclusión de que no había sido para tanto la aventura, puesto que a lo largo de la mañana el sol surcaría el cielo calentando el ambiente y evitando que lloviese demasiado. Es decir, más calorcito y menos mojarse. Este pensamiento nos lleva de cabeza al error gravísimo e imperdonable número tres. El más importante de todos, que pondré en negrita:

Cuando ya la has cagado, nunca, nunca, nunca jamás las cosas van a mejorar; siempre irán a peor.

Este es un axioma irrefutable e infalsable de la existencia humana, es una variación de la ley de Murphy que decía que cuando las cosas pueden salir mal sin ninguna duda saldrán mal; en este caso cuando las cosas ya han empezado a ir mal sólo pueden ir a peor.
Este es el paisaje que yo me esperaba al salir de clase.



Y como no, esta ley no falla. Salí del instituto esperando encontrarme un clima apacible y tranquilo con el que me deslizaría armónicamente con el piar de los pajaritos que habrían salido después de la lluvia a cantarle al arco iris camino a mi casa. Pero cuán enorme fue mi desengaño al ver que me equivocaba por completo. La lluvia, ajena a mis intereses caía con una fuerza sobrenatural, con rabia, con contundencia, con pasión, vamos con mala hostia.

Automáticamente repasé en mi mente el plano de mi ciudad en tres dimensiones calculando cuál sería el camino más corto hacia mi vivienda. Esfuerzo que fue inútil, pues me empapé de pies a cabeza durante el trayecto. Si me hubieran metido en una piscina con ropa para regarme con una manguera de bomberos al salir el resultado hubiera sido idéntico. He llegado a casa (esto ha sido hace escasa media hora) chorreando como un perro tras una tormenta y pensando en lo idiota que puedo llegar a ser cuando me acabo de levantar, cultivando probablemente un catarrazo del copón.


Así que este espeluznante testimonio me ha servido para reflexionar en la estupidez absoluta del ser humano en general. Desde aquí os aconsejo sinceramente que penséis, coño, no hagáis como yo.

He dicho.

Vargas.

miércoles, 14 de mayo de 2008

Egoísmo.

Clase de filosofía de cualquier facultad del mundo, un profesor se dirige a su clase:



- Entonces dejé de intentar convertirme en el Rey Midas; deje de desvivirme para conseguir que todo lo que tocase se convirtiera en oro y me preocupé por mí y sólo por mí. Es a lo que comúnmente se denomina ser egoísta y, lamento decirles, que no es nada malo. La palabra egoísta ha sido sacada de contexto a lo largo del tiempo convirtiéndose en poco más que en un insulto de segunda categoría. Una palabra despectiva, dirigida a alguna persona que nos ha negado su ayuda, o su dinero o cualquier cosa.

Pero no es malo ser egoísta. Si buscamos la definición de egoísmo en un diccionario obtendremos algo parecido a esto:
"Inmoderado y excesivo amor a sí mismo, que hace atender desmedidamente al propio interés, sin cuidarse del de los demás."

En mi caso, no fue un amor inmoderado y excesivo, sino que fue completamente absoluto. Me quise a mí sólo, a mi forma de ser, a mis logros, a mi inteligencia y a mis costumbres. Cerré la puerta de mi conciencia que se preocupaba por el resto del universo y empecé a mirar hacia dentro. Era la única manera de superar mis barreras, de entender qué eran las emociones que de vez en cuando sentía y no podía comprender.

Así que cogí un puñado de libros, una navaja, un mechero y treinta paquetes de pañuelos de papel y salí al bosque, a buscar la ataraxia que durante tanto tiempo había considerado irrelevante comparada con el bienestar de mis congéneres.

- Pero, ¿acaso no es el ser humano un animal sociable por naturaleza? ¿no necesita relacionarse con otros miembros de su especie para alcanzar la felicidad? - intervino un alumno-

- Sí, por supuesto que sí, pero llega un momento en la vida de todo hombre altruista en el que tanto trato con personas que no te agradecen tus esfuerzos te hace replantearte tu forma de seguir adelante. Pierdes la motivación que tenías hasta entonces y tienes que encontrar una nueva -respondió el profesor-

- ¿Y no es más sencillo reducir progresivamente tu trato con los demás, en lugar de cortar por lo sano?

- Claro que es más sencillo, pero es enormemente menos efectivo, si vas reduciendo progresivamente sólo te encontrarás con el rechazo de personas que están acostumbradas a manejarte dócilmente.

- Ayudar a los demás no implica que ellos te manejen -añadió otro-

- Al final acaba siendo siempre así -replicó el profesor- Es más, las personas siempre queremos más de lo que nos ofrecen los demás, no importa cuánto sufra una persona por ti, que siempre deseas que se preocupe más y más por ti. Ese egoísmo es el verdaderamente perjudicial para la especie.

- Pero la solución a los problemas no es la reclusión voluntaria... - increpó otro alumno-

- ¿Estás seguro de éso?

- Sí, el hombre necesita la ayuda de los demás para solucionar sus inquietudes y sus problemas.

- No, pues el resto de personas a la vez que pueden solucionar el dolor son capaces de provocar aún más; hay problemas que tiene que solucionar uno mismo, y NADIE te va a ayudar a conocerte a ti mismo; esa es una tarea que debes llevar a cabo solo. Y sí, os estoy incitanto a la automarginación social, al menos durante períodos en vuestra vida debéis estar solos, es cuando no se tiene ninguna compañía cuando más se aprende sobre la mente humana. Bien, ha terminado la clase.

- Sólo una cosa más, señor.

- Dígame.

- ¿Para qué quería tantos pañuelos de papel?

(risas)

- Para secarme las lágrimas.

(Silencio)

Vargas.


miércoles, 7 de mayo de 2008

Abandono espiritual.

Hace ya más de un mes que colgué la última estrada de este pequeño blog. Te tenía abandonado, a ti amigo, tú que siempre has estado ahí, soportando pacientemente mis comeduras de cabeza, mis textos larguísimos, mis chorradas cibernéticas, a ti que te he abierto mi corazón, a ti que te he acariciado suavemente con las letras que iba escupiendo mi teclado, a ti que te he llenado con cariño de mis pensamientos y reflexiones.

Y pensaréis vosotros, queridos lectores: ¿cómo te atreves a venir así ahora, a mirarle a los ojos (bueno, a su equivalente cibernético) al pobre blog que ha soportado con estoica resistencia tu rechazo durante más de un mes? ¿cómo te atreves a volver así, sin disculparte ni nada, sin una bolsa de chucherías pixeladas, sin ni siquiera un texto de colorines o un par de chistes de tetas y culos?

Pues porque vengo con la cabeza gacha, pidiéndole perdón a mi querido "Mira a tu alrededor... "por lo aberrantemente dejado que soy, con lo fácil que es escribir un poquito de vez en cuando para tenerlo contento, pero yo nada, ahí, actualizando el fotolog, que es sólo un pseudoblog de segunda categoría que no le llega a las suelas del contador de visitas a mi querido amigo.

Aunque no toda la culpa es mía, no penséis que voy a ser tan generoso como para acaparar yo toda la culpa y toda la vergüenza, que hay tres zánganos más que tienen poder para escribir aquí y mira, ¡vacío! Vaaaya, no soy yo el único vago de este rincón del ciberespacio.

Pero prometo que no volverá a suceder amigo mío, no volveré a permitir que te llenes de polvo binario, no dejaré que vuelvas a caer en el olvido, volveré a hacerte publicidad hasta en los váteres de los bares (sólo lo hice una vez) y volveré a tratarte como te mereces.

Hasta pronto, amigo.

Vargas.

lunes, 31 de marzo de 2008

Oposiciones para GILIPOLLAS.

Los puestos disponibles para estas oposiciones son ilimitados, pero serán de mayor rango aquellos que consigan un mayor número de respuestas incorrectas. El puesto será vitalicio, a jornada completa y no heredable. Si consigue pasar la prueba gozará de reconocimiento internacional como gilipollas en cualquier país al que usted se dirija.

El examen consta de 10 preguntas de tipo test con cuatro posibles respuestas. De esas cuatro respuestas tres serán correctas y SOLAMENTE UNA incorrecta. Para aprobar el examen debe contestar INCORRECTAMENTE al menos 5 preguntas. Cuantas más preguntas conteste incorrectamente mayor será su puntuación. Cada dos preguntas que se contesten correctamente restarán una incorrecta, bajando así la nota.

Las preguntas constarán de conocimientos de cultura general.

1) ¿Cuáles de los siguientes elementos pueden encontrarse en el manto terrestre?
a) Magnesio (Mg)
b) Potasio (K)
c) Platino (Pt)
d) Silicio (Si)

2) ¿Cuáles de las siguientes funciones pueden desempeñar las subordinaciones sustantivas en el idioma castellano?
a) Función de sujeto de la oración.
b) Función de complemento circunstancial de lugar.
c) Función de complemento predicativo.
d) Función de complemento de régimen.

3) ¿Cuáles de los siguientes filósofos eran reconocidos como empiristas?
a) Baruch Spinoza.
b) John Locke.
c) George Berkeley.
d) David Hume.

4) Países que han conseguido poner satélites en órbita alrededor de la Tierra:
a) Estados Unidos.
b) Alemania.
c) Israel.
d) Francia.

5) Emperadores legítimos del Imperio Romano:
a) Calígula.
b) Nerón.
c) Filipo el Árabe.
d) Avidio Casio.

6) Productos y programas creados por Microsoft:
a) Windows XP.
b) Photoshop.
c) Power Point.
d) Zune.

7) ¿Cuáles de los siguientes materiales son conductores eléctricos en estado puro?:
a) Cobre.
b) Agua.
c) Grafito.
d) Oro.

8) Actores y actrices Estadounidenses:
a) Keanu Reeves.
b) Angelina Jolie.
c) Mel Gibson.
d) Tom Cruise.

9) Novelas de Miguel de Unamuno:
a) Paz en la guerra.
b) Miau.
c) Rosario de sonetos líricos.
d) Niebla.

10) El física la letra V se utiliza para definir:
a) El Voltio
b) El potencial eléctrico.
c) La velocidad lineal.
d) La velocidad angular.

Como en toda oposición es complicado acertar incorrectamente todas las cuestiones. Adjunto la corrección desde mi punto de vista:

De 0 a 3 respuestas INCORRECTAS: Es usted una persona de inteligencia elevada. Lo sentimos pero no es apta para el puesto de Gilipollas.

De 4 a 7 respuestas INCORRECTAS: Con un poco más de esfuerzo podrá formar parte del reconocido sector de personas Gilipollas en el mundo, pero por el momento no cumple con los requisitos necesarios.

De 8 a 10 respuestas INCORRECTAS: Es usted un Gilipollas en potencia. Felicidades, no todo el mundo puede presumir de tener los conocimientos que usted posee.

Las respuestas a las preguntas están en un comentario que pubicaré a continuación.

Vargas.

viernes, 21 de marzo de 2008

Decepción y fans

Decepción: dícese de la tristeza que se siente a causa de un desengaño.

Decepción sentimos todas. Y es normal. Cuántas personas se desplazaron a Madrid entre el 11 y el 18 de marzo? Cerca de 9000. Cerca de 9000 chicas con padres y sin padres, vestidas todas prácticamente iguales. Todas con un mismo propósito: asistir al concierto de Tokio Hotel.

Comprendo las lágrimas y la decepción. Pero no comprendo el empeño en echarle la culpa a Bill, el cantante, quien está asistiendo a un especialista en Alemania debido a un problema con sus cuerdas vocales. Es culpa de él que sus cuerdas vocales estén mal? O quizá de la Universal por no saber preverlo? La culpa no es de nadie. Y si es de alguien es nuestra, de las fans, simplemente por querer más y más de él y no dejarle descansar. Ahora dicen que o suspende una semana de conciertos para estar en reposo absoluto o se pone en peligro la gira entera. Y la gente se ha cebado con él.

A toda esa gente que sigue creyendo que Bill se ha cogido vacaciones o cualquier otra excusa estúpida, les recomiendo este vídeo: http://www.youtube.com/watch?v=Rz9pVUkbNf8&feature=related. En él, Tom pide disculpas por tener que cancelar el concierto y da las razones por las cuales Bill no está allí. Estaba malo, intentó aguantar hasta el último momento, pero no podía cantar, así que se lo llevaron. Y al menos tuvieron la decencia de salir al escenario delante de miles de chicas ilusionadas por ver a sus ídolos. Salieron, y, nerviosos como se les ve, comunicaron las noticas, a sabiendas del aluvión de críticas que les caería encima. Pero dieron la cara, y vinieron a Madrid. Al menos, las que estábamos en el hotel pudimos verles. Aunque fuera con unos 30 antidisturbios, guardaespaldas de ellos y del propio hotel alrededor. Al menos los vimos, que era uno de los objetivos por los que nos desplazamos. Los vimos y nos firmaron. Y yo, desde dentro del hotel, pude ver la cara descompuesta de los tres chicos, y como se apoyaron unos a otros en la puerta del ascensor y salieron sonrientes.

Más tarde recibimos la carta de Tom, disculpándose por lo ocurrido con un “por favor, no os enfadéis con nosotros..” como despedida.

Para muchos sonará tonto, para los no fans sonará estúpido, pero YO estoy con ellos. No soy capaz de enfadarme por algo así. No puedo enfadarme con unos ídolos que tratan de lujo a sus fans. Y no puedo enfadarme con el cantante por tener las cuerdas vocales mal.

YO estoy con ellos. Y seguiré con ellos.





Sara.

sábado, 8 de marzo de 2008

Jornada de refracción.

No es muy ético tener propaganda política de un partido en el día de hoy, así que me dispongo a relegar el texto anterior a un segundo plano, ya que si tengo que esperar a que lo haga alguno de los otros colaboradores me pueden dar las siguientes elecciones.

Un pequeño texto recién improvisado para que no quede esto tan escaso.

Un día se durmió. Se quedó dormida en medio de una importante reunión con sus jefes, los jefes de sus jefes y los grandes directivos de su gran empresa, ataviados con grandes barrigas y grandes dosis de autosuficiencia y pedantería. Estando en medio de una frase que defendía la calidad de su trabajo y la necesidad que la empresa tenía de sus servicios, para que esos crueles tiburones no la pusieran de patitas en la calle, se quedó frita en su silla. No pudo terminar de explicar los complejos datos alfanuméricos del gráfico de colorines que estaba proyectado en el lienzo blanco de la pared, por lo que los demás comensales nunca llegaron a entender los valores de la bolsa alemana en los últimos seis meses. Fue la única persona que se quedó dormida en un edificio de 42 plantas, en pleno corazón de Nueva York a las 11 de la mañana. Más de seiscientas personas trabajando allí y la tocó a ella el ataque de sueño.

Soñó con colorines, con globos de helio que subían hasta el cielo para formar allí figuras relajantes, que la alejaban del estresante trabajo que la mantenía ocupada. Soñó con una playa caribeña de arena blanca y aguas transparentes bañada por el sol de la tarde que deja caer sus últimos rayos de luz antes de ocultarse en el horizonte. Soñó con una hamaca en esa playa en la que se tumbaba mientras removía una copa de algún exquisito licor. Y justo cuando iba a echarse la copa a los labios para calmar la sed; despertó.

El paisaje de sus sueños fue remplazado de nuevo por los importantes hombres de negocios que se apiñaban a su alrededor, gritando como locos, rojos como tomates y en el fondo, graciosos. Pero ella no era capaz de encontrarle la gracia a la escena, la regañaron pro quedarse dormida en medio de una reunión tan importante, dijeron que parecía una niña pequeña con esos actos, exclamaron que la empresa no necesitaba a una persona tan irresponsable como ella, e incluso, alguien dijo en voz baja que había roncado.

Desconcertada, salió de la lujosa sala con asientos de terciopelo y se metió en un ascensor que la llevara hasta la calle, cuando llegó cogió su coche, lo condujo hasta su casa y abrió la puerta torpemente. Dejó las llaves en la mesilla, fue a su habitación, se tiró en la cama y volvió a quedarse dormida.

Era un sueño demasiado bonito como para dejar que se acabase por una tontería.

Vargas.

domingo, 17 de febrero de 2008

Se mastica la tragedia...

Queridos lectores; dada la reciente convocación de elecciones a la presidencia del gobierno de España hoy vengo a hacer campaña. Sí, han leido bien, hoy vengo dispuesto a meterme en política, aún a sabiendas de que acabaré con la mierda hasta el cuello cual alcantarillero a jornada completa.

¿Y por qué traicionarte a tí mismo de esa manera tan cruel? Os preguntaréis.

Pues porque me conozco a los jóvenes, y me conozco a los ancianos. A los primeros hay que pegarles de palos para que vayan a votar un domingo por la mañana cada cuatro años, mientras que los segundos no tienen nada mejor que hacer, y estarían dispuestos a votar todas las mañanas. Por eso esta entrada va dirigida a los jóvenes españoles.

Aquí es cuando me pongo progre:

Si nos ponemos a comparar los datos de las últimas elecciones (las dos últimas, que hay que explicarlo todo) obtendremos algo parecido a esto:

Votos al PP:
-2004: 9.630.512
-2000: 10.321.178

Votos al PSOE:
-2004: 10.909.687
-2000: 7.918.752

Vemos que comparando ambos resultados el PP obtuvo en 2004 sólo unos 700.000 votos menos que en 2000, pero el PSOE obtuvo tres millones más de votos.

¿Por qué?

Pues porque hubo una movilización general a las urnas, hubo gente que, en lugar de abstenerse, fue a depositar su voto. Esa fue la principal razón por la que el PSOE ganó las elecciones tras 8 años de gobierno del PP, un gobierno que demostró su decadencia y su corrupción en sus últimos coletazos en el poder.

Ahora, cuatro años después volvemos a estar en período de elecciones, y vemos como el PP, partido que ha hecho una oposición lamentable, utilizando la crítica por sistema como argumento a la hora de valorar los movimientos del gobierno, está haciendo una campaña siguiendo la misma linea. Pero este PP de Mariano Rajoy, este PP desorientado y dividido en dos facciones que ellos mismos reconocen (la linea dura y la "linea de Rajoy") en estas elecciones conseguirá los mimso 9 millones de votos que lleva consiguiendo desde hace años, puesto que sus seguidores son totalmente fieles a su causa y votan igual que critican sus líderes: por sistema, sin pararse a comprobar si lo que están criticando les puede traer alguna ventaja o mejora.

Por eso os convoco a que nos movilicemos todos contra un gobierno reaccionario y ultraconservador, vayamos todos a votar y confiemos cuatro años más en Zapatero, aunque sólo sea para esperar que el Partido Popular vuelva a encontrar el rumbo que perdió hace ahora algo más de cuatro años. Acudamos a las urnas e intentemos entre todos que los votos del PSOE superen a los del PP.

Simplemente po un futuro mejor, por un gobierno progresista que intente ir hacia delante y no quedarse estancado hasta pudrirse en su propia mierda.

Un saludo.


Vargas.

domingo, 27 de enero de 2008

Yo: Sara.

Bueno. He aquí la primera mujer que escrbirá en este blog: Sara.

Conocí a Vargas en una excursión a Andalucía, y la verdad es que conectamos bastante bien. Ni él ni yo sabíamos que escribíamos.

El otro día, después de varios halagos hacia mi faceta escritora, me pidió unirme al blog. Dijo que hacía tiempo que quería una presencia femenina y que, como Saúl y Seve, mi nombre está formado por cuatro letras, teniendo como inicial la S. Vargas me puso como.. digamos.. "norma" no escribir siempre sobre amor. Que es el tema básico de mis escritos ahora mismo. Y acepté. Y algún escrito de esos se dejará caer por aquí, no lo podré evitar.

Tengo qeu decir que mi nivel de redacción no es como el de los demás, y que me siento un poco fuera de lugar. Pero acepté y aquí estaré.

No puedo describirme a mí misma. No puedo criticarme ni alabarme. No soy quién para hacerlo. Carezco de neutralidad. Prefiero que saquéis vuestras propias conclusiones, sean acertadas o no.

Por último, sólo me queda decir que me siento realmente halagada de ser la primera mujer (o proyecto de) que escribe en este blog.

Y aquí mi primer texto:




Estoy hasta los mismísimos cojones. Y eso que no tengo.

Pero es que esto es increíble. No les basta con querer que seamos todos iguales, hacer de nosotros simples borregos, personas con garganta y sin nada que gritar. No les basta con educarnos en valores que sólo a ellos puede interesar, hacernos creer que somos libres mientras ellos controlan todo.

Y, por supuesto, tampoco les basta con martirizar a los diferentes. Pero son más fuertes, unen sus fuerzas y se apoyan. No los conseguiréis vencer. No a todos.

Estoy harta de necesitar un cuerpo 90 - 60 - 90 que de poco o nada sirve. No me da de comer, no me da inteligencia.. ¿Diversión? Sí.. Diversión puede que sí, pero la puedo conseguir con lo que tengo sin necesidad de rebajarme a torturarme enfermizamente, sabiendo que es algo que no dura. El cuerpo cambia, y contra eso no hay nada que hacer.

Y por qué todo esto? El nuevo Lancia Musa. Como protagonista: Carla Bruni. Nada de especial, un anuncio de coches más. Sólo tiene una cosa digamos.. peculiar. En la versión para prensa la frase principal es: "¿Desde cuándo a alguien le importa si eres bella por dentro?"

Eso es. Quejarse de anorexia, quejarse de lo enfermizos que somos los jóvenes, quejarse de nosotros, pero educarnos con cosas como esas. Eso es. Perfecto.

"¿Desde cuándo a alguien le importa si eres bellA por dentro?" A mí me importa. ¿De qué me sirve un novio guapo si luego no puedo mantener una conversación decente con él? ¿De qué me sirve querer a un hombre cuyo objetivo en la vida es que yo sacrifique mi tiempo y mi dinero en seguir en esa talla, en no envejecer, etc.?

Porque claro, el anuncio sólo se refiere a mujeres.


Un puto desastre.






Enfadada con el mundo me despido.
Un abrazo para todos =)

lunes, 21 de enero de 2008

Y mañana... más

Cuando seas mayor los coches irán volando por el cielo, no habrá autopistas, y las comidas estarán concentradas en tabletas del tamaño de chicles porque se habrán extinguido todos los animales del mundo. Además habrá robots con forma humana caminando entre nosotros sin que nos enteremos, y tendemos los móviles y los ordenadores conectados al cerebro.


Mentira.

¿Por qué el ser humano tiende a exagerar tanto sobre cómo será la vida del futuro? Hace 30 años la gente se pensaba que íbamos a estar cubiertos de micro chips, y que con un simple mando a distancia podríamos cambiar a nuestro antojo el tiempo que hace en nuestra ciudad. Pero no. Seguimos siendo los mismos trozos blandengues de carne que sangran cuando se caen y a los que, cuando se les rompe la ropa no se arregla sola, hay que coserla.

Tampoco nos teletransportamos, ni podemos mover cosas con la mente, ni vivimos en la luna. Y, me juego la mano derecha a que dentro de 30 años sigue sin haber una máquina que regenere los tejidos humanos (total, si pierdo no me durará mucho la mutilación)

Es divertido dejarnos llevar por nuestros más absurdos pensamientos con respecto al futuro, pero lo peor es llevarlos a un ámbito externo a nuestras cabezas y nuestro grupo de amigos para enseñarlos en televisión.

Dentro de unos años seguiremos siendo los mismos animales crueles y despiadados de ahora. Y los coches seguirán yendo por las autopistas. Seguramente la diferencia más notable sea que las cosas serán bastante más caras que ahora y los ordenadores tendrán aún más funciones inútiles.

Saludos.

Vargas.

jueves, 17 de enero de 2008

Relación ¿inexistente?

Y ahí, al fondo, estaba yo.

No era ni mucho menos su principal prioridad, pero me conformaba con mantener una frágil amistad con ella. Siempre había apreciado su forma de ser, y como no aspiraba a nada con ella me bastaba con tener presencia en un discreto segundo plano. Yo no era esa persona en quien confiase cuando tuviera un problema, tampoco aquella con la que se desahogaría y lloraría a lágrima viva; simplemente me consideraba un amigo de segunda especie, un conocido con quien, de vez en cuando, cruzas unas palabras.

No necesitaba nada más, con tener un pequeño lazo con ella me sobraba para ser feliz, no era la persona más importante de mi vida, tampoco a la que más quería. Simplemente era alguien a quien yo no quería perder bajo ningún concepto.

Porque en el fondo, en el más oscuro y tenebroso fondo de su corazón, la quería. No sabía por qué, no sabía desde cuándo y, por supuesto jamás pensaba aceptarlo. Pero sabía que estaba ahí, no era capaz de olvidarlo, quizás fuese mi alma gemela; un alma gemela inalcanzable, o quizás simplemente estaba loco de atar. Pero no podía separarme de ella.

Le bastaba con un simple "Hola" de vez en cuando, un "Feliz cumpleaños" y un "Feliz año nuevo" periódicamente para sentir que el contacto no se había perdido.

Mi pensamiento era que algún día tendrá que aceptarlo. No podía ocultarlo para siempre. Pero los seres humanos siempre lo tenemos que complicar todo. Tenemos que esconder sentimientos, tenemos que amar en silencio... Mirar sin decir nada, suspirar al aire, pensar sin decir...

No podía arriesgarme a perder ese "Hola" de vez en cuando, ese "Feliz cumpleaños" y ese "Feliz año nuevo" que periódicamente me hacían fortalecer y seguir adelante pensando que quizás, algún día... Mi sueño más oculto quizás se hiciese realidad...

Era el miedo al rechazo lo que me impedía gritarla que la quería. Eso y el pensamiento de que quizás me estaba engañando a mí mismo, sólo era una pequeña parte de mi corazón... Lo suficientemente importante como para tenerla en cuenta, pero quizás demasiado pequeña como para que funcionase.

Prefería seguir alimentando mi amor en silencio; total, eso era mucho más bonito que el rechazo que podría recibir al decir lo que sentía.

Habitualmente una palabra se dibujaba en mi mente; un grande y negro COBARDE. ¿Cobarde? Pues sí, y mucho, ¿pero qué haría el resto del mundo en mi situación? Lo mismo que yo, callarse y seguir guardando para si mismos todos sus sentimientos hacia esa persona.

Además de cobardía sabía que era una mezcla entre egoísmo, por la parte en la que me lo guardaba para poder estar bien, y también alguna especie de... ¿inocencia? Querer seguir soñando. Al fin y al cabo, en los sueños se vive bien. Son cómodos, amoldables y perfectos. Te hacen sufrir, te hacen llorar... Pero también te pueden hacer feliz, te pueden evadir y cobijar. Aunque sabía de sobra que no es una vida perfecta la que te dan, es algo efímero, algo que con el tiempo se disuelve y da paso a otro, o quizá no. Aunque estés bien en tu mundo de fantasía, siempre aparecerá alguien con un mazo invisible que te lo romperá en pedazos y te hará volver bruscamente a la realidad. Y eso es algo insoportablemente doloroso.

Y el mazo llegó...

No me atrevía a decirla que era importante para mí, que jamás la iba a olvidar, que por mucho tiempo que pasase la fecha de su cumpleaños no se iba a escapar de mi cerebro. No quería contarla un sentimiento que yo había estado alimentando durante mucho tiempo y que carece de cualquier explicación lógica.

No quise hacerlo, y la perdí. Un accidente de tráfico un domingo. El lunes era festivo, me senté frente a la pantalla como todos los días a esperar que la ventanita animada con su imagen y su apodo apareciese en mi pantalla. No pensaba hablarla, casi nunca lo hacía, pero me conformaba con saber que estaba ahí, disponible para mí, no había decidido eliminarme.

Pero ese fatídico lunes no apareció. Ni el martes. Ni el miércoles. Dos semanas sin verla conectada. Dos eternas semanas. me estaba desesperando, volviéndome loco, no comí, no dormí; simplemente esperaba con los ojos enrojecidos a que apareciese para preguntarla indignado que dónde demonios había estado.

Cuando mi preocupación era ya insoportable decidí preguntarle a una amiga que teníamos en común por ella. La llamé por teléfono, y esa maldita chica me contó entre sollozos un trágico accidente, un camionero dormido al volante de madrugada en una carretera secundaria, un coche en la cuneta, aplastado contra un camión tras una colisión frontal, y una muchacha joven con una herida mortal en la cabeza desangrándose en el asfalto...

Lloré... Lloré como jamás había llorado. Golpeé las paredes con rabia, tiré todos mis objetos al suelo y me arranqué la mayor parte del pelo que tenía.

Si la hubiese hablado... Si se lo hubiese dicho todo... Quizás hubiera pasado lo mismo, pero ella lo hubiera sabido... Ella hubiera sabido que a kilómetros de distancia había un loco al que apenas conocía que la amaba.

La desesperación duró días, pero fue sustituida por la tranquilidad. Una tranquilidad fría y metálica. Creé una dura muralla alrededor de mi corazón, lo petrifiqué para que nunca me volviera a pasar lo mismo. No volví a enamorarme jamás.

Porque una pequeña parte de mí, demasiado importante, había muerto con ella...

Vargas.

P.D. Algunos fragmentos de la historia fueron escritos por una buena amiga mía llamada Sara, sin la cual el resultado final del texto no hubiera sido, ni de lejos, tan bonito. Muchas gracias por haber mejorado la vaga idea que se creó en mi mente. Sigue escribiendo, que se te da mejor de lo que crees.

P.D2 La historia original está colgada en mi fotolog, al que hay un enlace en el margen derecho de esta página.

lunes, 14 de enero de 2008

E... R... R... O... R...

¡ATENCIÓN!

Bloqueo transversal intrínseco. Por favor reinicie el equipo utilizando una placa base BIOS 3.4 con espacio disponible y sin enfrentamientos frontales superiores a 20.000 Kw/h. Si tras ello el sistema sigue sin funcionar correctamente, o si no puede adquirir los componentes necesarios para finalizar la operación, intente formatear el disco principal aislando la zona dañada mediante un cortafuegos parcheado con un antibugs de 4ª generación, con la última versión del sistema operativo actualizada y en funcionamiento, protegiendo el archivo con una contraseña de, mínimo 18 caracteres bajo el nivel de ROOT.

Haciendo uso de los privilegios adquiridos al encender la máquina con el administrador del sistema, tras un reinicio eficaz, realizar una copia de seguridad del mismo trasladándola a un dispositivo extraible, con una memoria libre de al menos 24 Terabytes y una velocidad de transferencia superior a 12 Gb/s.

Si el problema persiste contancte con su proveedor de servicios informáticos detallando su problema y adjuntando el archivo System32_winbug34.dll que se encuentra en una carpeta oculta y comprimida en la partición ALFA del disco duro secundario de su equipo.

-Eeemm... Vale, pero... ¿después qué hago?
-No sé... ¿morirte?
- Venga, vale, ya te contaré cómo me ha ido.
-Hasta luego.

Tantos unos y ceros no pueden ser buenos...

Menos ordenador y más pasar frío.

Vargas.

jueves, 3 de enero de 2008

xD :'( :) :p ¬¬ (k)... tamos lokos?

ai kosas insustituibles y necesarias, inherentes a la persona, unikas e irremplazables k, por desgracia, pueden llegar a pasar desapercibidas. me refiero a la comunikacion no verbal.

Quizá sea incluso más importante que la comunicación verbal, las palabras mienten, las personas no, nuestros cuerpos nos delatan, pupilas que se dilatan, cambios en la respiración, tics propios que desenmascaran nuestro nerviosismo e incluso nuestra mentira, microexpresiones faciales que expresan de forma inconsciente lo que queremos decir o sentimos cuando hablamos con otra persona.. esas microexpresiones que sólo capta nuestro cerebro y nos hace reaccionar ante ellas. ¿Nunca has estado hablando con alguien y, sin aparente sentido, la conversación se acaloró de pronto, incluso sin llegar a decir nada demasiado ofensivo? Seguramente lo que tu cerebro interpretó en su cara, en su actitud, y no en sus palabras, fue el causante de ello. Nuestro cuerpo habla, sólo hay que pararse un segundo para escuchar.

Juegos de miradas, roces, movimientos oculares.. sonrisas.. éstas son de las más curiosas expresiones faciales, expresiones que son posibles por la cantidad de músculos de la cara y la peculiaridad de no estar sujetos al hueso, podemos expresar una cantidad de matices increíble. En general, mostrar los dientes en el reino animal es un acto claramente agresivo, disuasorio, imponente, para nosotros es todo lo contrario, una sonrisa que puede hacer ruborizar, e incluso girar a un desconocido que te cruzas por la calle, una mirada que, de forma consciente o inconsciente, dice: me gustas, me produces aprensión, me intimidas, me desagrada tu presencia, te quiero.. no hay mal entendidos, sencillamente lo sabes, aunque no seas realmente consciente de ello. Una vez hice trastabillar a una amiga que vino a visitarme en muy mal momento y no la quería ver, fue como si mi mirada la empujase (literalmente) fuera de allí.

Un día hablando con un amigo llegamos a la conclusión de que los sms había que evitarlos en la medida de lo posible, unas frases frías, sin un contexto claro, sin la compañía de unos labios que se mueven y expresan, sin una cara, sin unas manos, podría llegar a ser realmente pernicioso en la relación con otra persona, ¿hasta qué punto ha entendido lo que querías expresar? El sarcasmo y la ironía son prácticamente imposibles de utilizar, se puede, pero tienes que usarlo al nivel que entendería un niño recién destetado. También puedes usar los archifamosos, omnipotentes y laureados emoticonos, esos siempre fiables, fieles y llenos de matices sucedáneos de expresiones faciales y sentimientos enlatados. Por desgracia los suelo usar, pero soy el primero y el último en criticarme. Pongamos un ejemplo:

"eres un hijo de la gran puta"

"eres un hijo de la gran puta xD"

"xD" ¿? ¿Estamos locos? Puedes decir lo que quieras si le siguen los caracteres mágicos "xD", los uso a menudo, más que nada, para que se entienda mejor lo que quiero decir, pero podría usarlos en plan sardónico, en cuyo caso el pobre infeliz sonreiría completamente ajeno a mis verdaderas intenciones. Si se lo dijera a la cara, seguramente intentaría partírmela.

Hablemos ahora del msn y del chat en general, "ese sitio donde se hacen muchos amigos y se liga un montón", según escuché hace poco por la radio. Personalmente creo que eso no es cierto, puede proporcionar una falsa sensación de tener, pero, ¿hasta qué punto puede ser real? ¿hasta qué punto puedes llegar a implicarte? Supongo que puede proporcionar compañía, la ilusión de estar con alguien, pero es demasiado frío, está demasiado lejos de todo aquello que representa estar acompañado, no hay calor, no hay contacto, sólo hay frases breves (en muchas ocasiones difícilmente descifrables entre tanta animación y abreviatura) cruzadas al mismo tiempo con otros contactos en mil conversaciones distintas. Si te ocurriera algo grave, necesitaras un favor importante o te sintieras destrozado por algo, ¿recurrirías en primer lugar a un contacto del msn? ¿Te sorprendería que no quisiera ayudarte o escucharte? Además, la gente no se comporta del mismo modo, no miras a la cara de la persona con la que hablas, puedes decir lo que quieras, como quieras y cuando quieras, puedes ser quien quieras y como quieras, pero sólo de palabra, a estas alturas deberíamos estar convencidos de que no todo puede expresarse de ese modo. Llegado el caso, puedes decir que te vas a una persona, ponerla en no admitir y seguir hablando con los demás. Por no mencionar lo fácil que es mentir, es tan sencillo que a mí personalmente me parece absurdo hacerlo.

Todos conocemos alguna historia triste de quien, llevado por la soledad y amparado por la mentira fácil brindada por la falta de contacto humano real, se refugia en este submundo virtual, que se desmorona en cuanto sale de él y se enfrenta al poderoso juicio de otro rostro humano.

¿Qué haceis leyendo esto? ¡Salid al frío e incómodo mundo! Que esto está lleno de locos, mentirosos y Meursaults. Inconscientes..

.. xD

Seve